COLECTIVO

Guadalajara, Jalisco, Mexico
Somos un grupo de amigos amantes a la fotografía y a la bicicleta, de ahí el nombre de este blog. Cada domingo vamos a pedalear por diferentes rumbos de la ciudad y fuera de la misma. Hacemos tanto ciclismo de montaña, ciclismo urbano y biciturismo. Con esto queremos fomentar el uso de la bicicleta como una herramienta viable de movilidad, de salud y de diversión. ¡¡¡Animate a rodar con nosotros, saca tu bici a pasear!!! Escríbenos a camararodante@hotmail.com

miércoles, 21 de febrero de 2018

A RODAR AL KÍNDER DESDE EL CENTRO DE GUADALAJARA. 7:00AM PARQUE EL REFUGIO


Te esperamos este Domingo 25 de Febrero a rodar hacia el "Kinder" del Bosque La Primavera y la cita es a las 7:00am en el Parque El Refugio.

Es una rodada para NOVATOS (ojo no principiantes), gente que ya tenga por lo menos unos meses rodando en la montaña).

Importante, si van intermedios y avanzados favor de adaptarse al ritmo de los novatos, acompañarlos, como lo que es siempre nuestra filosofía, sin dejar a nadie atrás.

La idea es volver a mezclar y experimentar el ciclismo urbano con el ciclismo de montaña, el asfalto y la tierra, la ciudad y el bosque. El guía de la rodada es Francisco Javier Casillas.

Favor de confirmar su asistencia a camararodante@hotmail.com

El recorrido seria Parque El Refugio - Federalismo - Juárez - Chapultepec - Avenida Mariano Otero - Prolongación Mariano Otero - Los Postes (Bosque La Primavera) - 8 y Medio - Estación Bicicleta - Kínder - Los Postes - Tiendita Mariano Otero y de regreso al Parque El Refugio,

La cita en Los Postes será 8:30

Distancia de (Ida y vuelta) 45 kilómetros aproximadamente

La rodada es de un nivel novatos, (ojo, pero que ya pedalean con frecuencia), de mucha resistencia y ritmo, con algunas subidas pesadas, otras ligeras y un descenso interesante, que requiere cuidado. 

Recomendaciones: AUNQUE DUELA DECIRLO, SI NO TIENES BICICLETA DE MONTAÑA, CASCO Y GUANTES, NO PODRÁS UNIRTE CON NOSOTROS A LA RODADA, ES OBLIGATORIO, SIMPLEMENTE ES POR TU SEGURIDAD. -Credencial de emergencia, entra al link y sigue la instrucciones: http://camararodante.blogspot.com/2011/07/ya-esta-aqui-la-credencial-de.html. -La bicicleta de montaña en buen estado, bien aceitada la cadena y bien infladas las llantas. -Cámaras de repuesto, herramienta si tienen. -Cámara fotográfica o de video. -Algún sueter o sudadera para cubrirse del frío. -Un par de botes de agua o de ser posible mochila de agua. -Galletas, fruta seca, fruta como manzana o plátano, semillas para el pic nic.. o en su defecto pueden llevar algún gel de carbohidratos o barra de energía. -Llevar celular. -Favor de ser puntual a la cita y con muchas de ganas de pedalear y de divertirse.

OJO: MUY IMPORTANTE: CADA PARTICIPANTE EN NUESTRAS RODADAS, ES RESPONSABLE DE SU PROPIA SEGURIDAD FÍSICA, ASÍ COMO DE SU BICICLETA Y EQUIPO... TE RECOMENDAMOS QUE ANTES DE QUE ACEPTES RODAR CON NOSOTROS, TE HAGAS UN CHEQUEO MEDICO.... 

Gracias y nos vemos el domingo y recuerda ser puntual. Saca tu bici a pasear.

Cámara Rodante


https://www.facebook.com/camararodante
https://twitter.com/camararodante 
https://www.instagram.com/camararodante/
http://www.youtube.com/CAMARARODANTE
https://www.strava.com/clubs/camararodante

jueves, 15 de febrero de 2018

MI PRIMERA VEZ CON CÁMARA RODANTE. CONQUISTANDO MEZCALA, POR ROSA E. ALVARADO.


Después de dos años de no rodar frecuentemente, y con un propósito de año nuevo de no dejar de ser autentica, haciendo lo que me gusta y decidida a reiniciar una relación cercana con mi bici, este año empecé a acudir a un grupo nocturno de Tlaquepaque, deseando que mi cuerpo se acostumbre al maravilloso ejercicio de la bicicleta.

Tengo que decir que soy integrante del grupo de Facebook de Cámara Rodante desde hace mucho tiempo, pero nunca había asistido a ninguna rodada con ellos. Esta es mi primera vez!!!! Yujuuuuu!!!! Así que empezare por decir que el jueves vi la convocatoria para la rodada a Mezcala de Cámara Rodante, decía para novatos, pensé: “esta es para mí”, pero hasta el sábado mande mi mail para apuntarme y por la noche, ya muy tarde hable con Paco Casillas quien, muy amablemente, me dio los por menores de todo el evento.

Así que desde la noche del sábado me costó conciliar el sueño por la emoción y adrenalina que empecé a sentir por asistir a una rodada en montaña, pensando: “llevaré el equipo necesario?, me levantaré a tiempo?, si me poncho, quien me ayudará?, podré con el reto?, si no puedo como regresaré?”  En fin, ya saben, creando telenovelas en mi mente, hasta que el cansancio me venció y pude dormir.

Ya en la mañana casi volé para iniciar la aventura, llegando a tiempo al punto de encuentro; ahí, ya estaban varios ciclistas, los cuales me recibieron con un caluroso ¡buenos días! que aunque era fría la mañana, su actitud me hizo entrar en calor, ahí conocí a Paco Casillas y Héctor que me recibieron amablemente, platicamos como si ya nos uniera una buena amistad, entonces todas mis incógnitas de la noche anterior desaparecieron.


Así llegada la hora de salida arrancamos en los autos con rumbo a Chapala, eran 7 carros, todos cargados con bicis y muchas caras llenas de emoción y buena vibra, no recuerdo la hora porque a partir de ahí dejó de importarme.


Llegamos al punto de reunión en Chapala donde dejaríamos los carros; poco a poco se unieron más compañeros ciclistas, vi muchas caras nuevas y algunas ya conocidas en otros lugares, como Chava “Cheves” y Bea, pero ninguna con una mala vibra o enfado, siempre con una sonrisa y un saludo afectuoso.


Y así dio inicio nuestra aventura, salimos rodando por varios pueblos, que en lo personal no conocía, Santa Cruz de la Soledad, San Nicolás de Ibarra, San Juan Tecomatlan, Tlachichilco, Mezcala de la Asunción. Rodábamos entre gente, animalitos, brechas, charcos, piedras, caballerizas.

En el trayecto nunca se dejo de sentir el compañerismo, las palabras de aliento para seguir en el camino, las recomendaciones para hacer una buena bajada o lograr una subida por parte de los guías y compañeros.


El constante de todos era preguntarnos cómo vas? también las bromas y las fotos en paisajes hermosos, todo era una experiencia nueva para mi, que me brindó la posibilidad de estar sola pero a la vez acompañada de buena vibra, de espacio libre para pensar, de ubicar mi mente en el aquí y ahora, además, gracias al grupo, tuve la oportunidad de medir mis fuerzas, romper mis parámetros, y superar mis expectativas.



Y cuando menos lo pensé, ya estábamos en Mezcala, algunos se quedaron para cuidar las bicis y otros partimos para ir en lancha a la Isla del Presidio; fuimos en dos lanchas 18 compañeros, que bromeábamos y nos conocíamos más.

En la isla tuvimos la oportunidad de conocer construcciones y la historia de las batallas de la independencia que se libraron en este lugar, obvio no paramos de tomar fotos ante tanto lugar hermoso, las vistas del lago de Chapala son grandiosas desde la isla.



Tuvimos nuestra foto grupal de ese lugar, muy recomendable la visita a la isla.


De regreso a Mezcala salimos con destino nuevamente de Chapala, donde llegamos a comer a un restaurante y pudimos recuperar toda la energía usada en el trayecto.

Gracias a la convivencia me permitió hacer nuevos amigos, Víctor, Rosario, Paco, Hugo Javier, Pía, Julio y los demás chicos que quedamos de vernos nuevamente en nuevas rodadas de Cámara Rodante.


Como saldo final de la rodada puedo decir que me deja un buen sabor de boca. En lo personal, superé miedos, recordé que la vida te pone todo para que seas feliz y solo tú mismo decides si lo eres o no, que basta con tener coraje para hacer lo que realmente quieres sin importar lo que los demás crean de ti.

En lo relativo a la bici entendí también que los limites están en nuestra cabeza y que basta con querer subir la más alta de las montañas...bueno poco a poco, es mi primera vez recuerden.

Por Rosa Elena Alvarado de los Santos
Cámara Rodante

Posdata: vamos a celebrar próximo fin de semana con Cámara Rodante sus 10 años!!!





domingo, 11 de febrero de 2018

A RODAR Y FESTEJAR LOS 10 AÑOS DE CÁMARA RODANTE, DOMINGO 18 DE FEBRERO. 7:00AM


Este domingo 17 de Febrero estaremos de fiesta y estás cordialmente invitado,  SERÁ UNA RODADA ESPECIAL PARAA FESTEJAR LOS 10 AÑOS DE CÁMARA RODANTE POR PROMOVER EL CICLISMO DE UNA FORMA DIVERTIDA.

La ruta será Capilla del Refugio-Atequiza. Donde visitaremos una estación vieja del tren, así como el Teatro Centenario, el tercero en importancia histórica en Jalisco después del Degollado y el Rosas Moreno.

AL TERMINO DE LA RODADA SE HARÁ UNA CONVIVENCIA, AHÍ HAY LUGAR PARA COMPRAR CARNITAS, POLLOS O LONCHES. O SI QUIEREN LLEVAR CARNE PARA ASAR, HABRÁ ASADOR, SOLO LLEVEN EL CARBÓN. TAMBIÉN PUEDEN LLEGAR ALGÚN PLATILLO PARA COMPARTIR. .

La cita es a las 7:00 de la mañana en Parque Alcalde, Jesús García y González Ortega y / o a las 7:45 a las afueras de los Tres Potrillos ubicado en Carretera a Chapala.

Rodada para novatos en paso contemplativo. Así que si van intermedios y avanzados se deben acoplar al ritmo y no querer acelerar al grupo.

Confirmen su asistencia a camararodante@hotmail.com dejando su nombre completo y teléfono.

MENCIONANDO QUE PLATILLOS LLEVARAN... ASÍ COMO SI TIENEN CARRO O NO Y SI TIENEN MENCIONEN A CUANTA GENTE PUEDEN LLEVAR ASÍ COMO SUS BICIS.

LA IDEA ES DE QUE CADA QUIEN LLEVE ALGÚN PLATILLO, ASÍ COMO BOTANAS, BEBIDAS Y ALGÚN KILO DE CARNE PARA COMPARTIRLO ENTRE TODOS...

La salida a rodar: 8:30am.

Ruta: Capilla del Refugio - El Rodeo - Atequiza y Capilla del Refugio

Distancia aproximada de recorrido 35 kilometros de ida y vuelta y es puro plano, seria salida de La Capilla del Refugio, es empedrado y adoquin y saliendo del pueblito seria por brecha en buenas condiciones, pasando por sembradios de maiz, granjas y establos, se entronca con una carretera poco transitada, se dobla a la izquierda rumbo a Atequiza. En Atequiza visitaremos un teatro y un ex estación del tren y nos regresamos por el mismo camino y estaría la opción de continuar por la carretera o por la misma brecha de ida, pasando por El rodeo, y algunos fraccionamientos antes de llegar a La Capilla, seria mas o menos unas dos horas de recorrido.

Recomendaciones:

AUNQUE DUELA DECIRLO, SI NO TIENES CASCO, GUANTES Y CÁMARA DE REPUESTO, NO PODRÁS UNIRTE CON NOSOTROS A LA RODADA, ES OBLIGATORIO, SIMPLEMENTE ES POR TU SEGURIDAD. *Credencial de emergencia, entra al link y sigue la instrucciones: http://camararodante.blogspot.com/2011/07/ya-esta-aqui-la-credencial-de.html *La bicicleta de montaña en buen estado, bien aceitada la cadena y bien infladas las llantas. *Cámaras de repuesto, herramienta si tienen. *Cámara fotográfica o de vídeo para que te lleves grandes imágenes. *Bastante agua o de ser posible mochila de agua. *Suero oral para evitar la deshidratación. *Bloqueador, los rayos del sol quema ya demasiado y es necesario cubrirnos... *Galletas, fruta seca, fruta como manzana o plátano, semillas para el pic nic.. o en su defecto pueden llevar algún gel de carbohidratos o barra de energía. *Llevar celular. *Favor de ser puntual a la cita y con muchas de ganas de pedalear y de divertirse.

ATENCIÓN: CADA PARTICIPANTE EN NUESTRAS RODADAS, ES RESPONSABLE DE SU PROPIA SEGURIDAD FÍSICA, ASÍ COMO DE SU BICICLETA Y EQUIPO... TE RECOMENDAMOS QUE ANTES DE QUE ACEPTES RODAR CON NOSOTROS, TE HAGAS UN CHEQUEO MEDICO....

Gracias y nos vemos el domingo y recuerda ser puntual. 

Cámara Rodante

https://www.facebook.com/camararodante
https://twitter.com/camararodante 
https://www.instagram.com/camararodante/ 
http://www.youtube.com/CAMARARODANTE
https://www.strava.com/clubs/camararodante

"RODANDO AL MUELLE DE SAN BLAS" POR CINDA LUZ

Se acuerdan de la canción del Muelle de San Blas, de Maná? Bueno, pues resulta que la “loca” del muelle de San Blas sí existió!!, se llamó Rebeca Méndez y de hecho tiene pocos años que falleció

 

Bueno, dato cultural aparte, pero es que cuando viajas y más si andas en bicicleta, se viven y se aprenden tantas cosas… bueno, ay! pero ¿Por dónde empiezo?

Bueno, pues mejor por el principio, y es que desde que vi la publicación del viaje, ya estaba ansiosa por ir. No sabía si mis amigas iban a ir también, así que le pedí a Pepe (mi novio) me acompañara (él no suele rodar, pero a lo mejor esta vez lo convencía jeje). Afortunadamente, unos días antes, Gis (una querida amiga mía) también decidió ir, así que más contenta y ansiosa de que ya empezara el viaje no podía estar.

Llegó el día y desde las 6:30 pm que llegamos, ya nos estaba esperando Edgar, muy atento y amable. Poco a poco fueron llegando más ciclistas y a las 8:00 pm salimos rumbo a Tepic. Después de descansar en el hotel en Tepic, salimos tempranito la mañana del sábado con rumbo a San Blas. Empezando, nos esperaba una subidita de 17 km.


La verdad sí que la sentí pesada, pero con los paisajes que se encontraba uno en el camino, el cansancio se amortiguaba. Lo que no sabía es que la recompensa comenzaba en la cima: un campamento en pleno bosque donde nos sirvieron un desayuno buenísimo y muy reparador.


Después de desayunar con mucha calma, reanudamos el viaje, donde ya sólo nos esperaría pura diversión: entre piedras, arena, agua, asfalto y lodo de casi puras bajadas.


Comenzando desde clima boscoso en la cima, fuimos bajando y se sentían, se veían, se olían los cambios de clima, entre la vegetación y humedad.

Desde estar rodeados por pinos, hasta sembradíos de Yaca y plátano. Una de las partes más impresionantes fue atravesar un cerro a través de una cueva, una cueva un poco obscura donde habitan murciélagos, los cuales al detectar nuestro paso, comenzaron a volar, haciendo una experiencia muy espectacular.


También en otra parte del camino, desde lo alto de un cerro, nos sorprendió una vista espectacular del mar a lo lejos. Otra cosa muy divertida fue que tuvimos que atravesar dos ríos y ambos eran cristalinos. Pero lo más bonito de pasar todos esos lugares, era saberse apoyada por los compañeros que ya estaban esperando, echando porras y cuidando que todos pasáramos sin contratiempos.


También pasamos alguno que otro poblado, donde era necesario conseguir provisiones (un poquito de agua de cebada fermentada, nunca cae mal!).


Después de un poco más de bajada con piedras, lodo y una pequeña caída que tuve, al fin llegamos al hotel, donde encontramos a Pepe, que había tenido una gran aventura y tenía muy poco de haber llegado, también en bici, pues los habían desviado una parte en el camino con todo y camión.

Fue entonces que decidimos seguirnos derecho en bici hasta donde se había quedado el camión para ir por el equipaje (afortunadamente ya no era muy lejos).


Afortunadamente ya sólo fue paseo y el camión pudo llegar solo, pero esa vueltita extra fue también de lo más divertido, pues rodamos en la mera playa, al atardecer, una de las experiencias más bonitas. Y ahora sí, ¡a descansar! Qué más podía pedirle a la vida en ese momento? Sólo podía hacer una cosa, disfrutar de lo que quedaba de la tarde frente al mar.

 

 Al otro día nos pusimos de acuerdo para ir al tour de avistamiento de ballenas, así que desayunamos y llegamos a San Blas.

El mar estaba neblinoso, era un paisaje muy particular y de repente ahí estaba una ballena con su ballenato saltando, el espectáculo fue hermoso.

Yo no podía sacarme de la mente la canción de Maná del Muelle de San Blas, siempre me ha gustado mucho esa canción, así que esa era la ocasión para irme a tomar la foto. Al fin lo conseguí y seguimos el camino.

Terminando el avistamiento de ballenas, nos reunimos con los demás para ir a La Tovara, que es un paseo por el manglar donde pudimos observar cocodrilos, tortugas, aves y patos. De ahí subimos a un antiguo fuerte, desde donde se tiene una vista muy impresionante a toda la costa cercana a San Blas, todo muy recomendable!

El último día con toda tranquilidad recorrimos la playa, tomamos algunas fotos y nos alistamos para partir. En el ambiente se sentía pura buena vibra, la tranquilidad y calma que te da el haber llegado hasta allá en bici.

Los que de inicio eran desconocidos, ahora eran compañeros e íbamos cotorreando.

Por mi parte, en el camino de regreso, mi mente al mismo tiempo hacía un recuento de momentos bonitos de mi vida, que es lo que me deja andar en bici.

Desde cuando hace años, cuando era niña y acompañaba a mi papá en bici para ir por leche a los establos allá por Chapulco en Puebla, hasta cuando pedaleaba lo más rápido posible para llegar a clase allá en Cuernavaca, Morelos.


Una buena historia más en bici, y espero muchas más!

Gracias Cámara Rodante por ayudarme a construir más historias.

Hasta la próxima.

Cinda Luz
Cámara Rodante

sábado, 10 de febrero de 2018

"UNA RODADA CON MUCHA ADRENALINA Y COMPAÑERISMO: SAN BLAS" CRÓNICA DE PAULINA ROSALI



“Ah, ¡cómo quisiera ir!... Pero, ¿con quién? Sólo un par de personas de mi círculo social tienen bicicleta de montaña, les voy a decir”. Fue lo primero que pensé cuando vi el post del evento en Facebook. En ese mismo momento compartí a estas dos personas la publicación para saber si querían ir conmigo. Ninguna podría hacer el viaje.

Yo creo que todos los que nos subimos a una bicicleta por primera vez, descubrimos una inquietud que siempre había estado ahí, latente, esperando la primera oportunidad para sobresalir. Me refiero a la inquietud de desprenderte por fin de factores externos que te habían estado impidiendo todo este tiempo tener control de tu movilidad, de tu curiosidad por el entorno, vaya, ¡de control sobre ti mismo!

 

Las personas más independientes, sentipensantes, empáticas y generosas que he conocido no están en una iglesia, ni en el trabajo, ni en mi coto (con sus extraordinarias excepciones, claro). Están en los grupos ciclistas (y los que no pertenecen a uno, también). Me he movido en bici por casi 3 años ya dentro de la ciudad. Uno y medio en mi natal Tuxtla, Gutiérrez y uno y medio más en Guadalajara-Zapopan.

 

Cicloturismo como se dice cicloturismo, sólo una vez en Chiapas y otra ahora, a San Blas, con Cámara Rodante.

El temor de ser la nueva siempre me pone de nervios, pero con el historial de una comunidad de ciclistas como Cámara Rodante, me sentí aliviada desde un inicio porque sabía que encontraría personas muy, muy humanas.

 

Y ni modos, tuve que ir sola sin conocer más que por teléfono a Edgar a este paseo a San Blas. Salimos a las 8:00 pm del punto de encuentro en Guadalajara (que por cierto, Toño no dejó pasar la oportunidad para recordarme que llegué al último y que por eso salimos más tarde jajaja! Aunque en realidad él se fue a cenar).

Llegamos al hotel en Tepic para pasar la noche, y a pesar de tener mucho sueño, la emoción por la rodada del día siguiente no me dejó descansar al 100. Pero no importaba, porque sabía que al llegar podría relajarme todo lo que quisiera.

 

La mañana del sábado 3 comenzamos atravesando Tepic por la Av. Insurgentes para salir a la carretera que nos llevaría a San Blas. La primera parte, de unos 10 km, era pura autopista, y la parte más empinada la sentí demasiado pesada, así que me senté porque me estaba faltando el aire. Chava “Cheves” me acompañó todo ese tiempo hasta que Lucy fue la primera en aparecer donde estábamos y seguimos a pie hasta alcanzar la barredora para subirnos. Naturalmente, fui la última en llegar y casi todos ya habían desayunado en La Noria.

Lo bueno es que después de esta parada, el resto fue bajar, bajar y bajar por terracería. Hubo unas cuantas paradas en poblados, pero la parte más divertida fue después del pueblo que tenía su calle principal toda empedrada (no recuerdo el nombre).

Coincidí en esto con Edgar, era ya más montañosa pero no tan extrema para “newbies” como yo.

 

Conforme vamos bajando, se nota más y más el cambio en la vegetación, y el calor es ya bochornoso, húmedo. Me recordó mucho al clima de Tuxtla, y aunque a muchos les irrita este tipo de calor, yo me sentí un poquito en casa.

 
Preferimos ir a la ciclovía de San Blas y a la playa en vez de ir directamente al hotel, tanta era la emoción y todos estábamos en buena forma para seguir rodando unos kilómetros más.

Llegamos al atardecer a la playa, sacamos unas fotos, rodamos por la playa hasta el muelle y sólo entonces dimos la vuelta para regresar al hotel.

 

Luego de bañarnos y cenar, pedimos taxis para ir al pueblo, pues era el mero día de su santo patrono. ¡Y menudo taxista que nos llevó! Nooo bueno, ¡parecía salido de una caricatura!

 

Y los que ya saben cómo es Toño (que iba de copiloto junto a Chava Cheves), se encargó de darle cuerda al “Guapo”. Sí, así se hace llamar el don. “¿Y cómo se llama?”, preguntó Toño: “A mí me dicen El Guapo mijo”, respondió el tío. Obviamente todos en el taxi estallamos en carcajadas, porque si conocieras a este personaje, te darías cuenta de la paradoja de su apodo.

A partir de ahí, no paró el chacoteo, el albur, ni la cantadera (ah, porque “El Guapo” trae un abanico de música, desde Taylor Swift hasta Gente de Zona). Llegamos al pueblo y de El Guapo nunca me enteré su nombre verdadero.

El pueblito de San Blas es básico, había mucha gente reunida en el quiosco y música en vivo, pero les recomiendo mejor que visiten Chiapas (pequeño comercial). Total que yo ya estaba muy cansada y como no soy tan amable cuando tengo sueño y no puedo dormir inmediatamente, preferí irme buscando mi taxi para volver al hotel.

Nos regresamos cinco de nosotros y se me hizo larguísimo el trayecto de vuelta, ya nadie ni hablaba de lo zombies que estábamos.

En fin, creí que podría dormir de lo lindo, pero no. Tuve problemas para conciliar el sueño por causas de fuerza mayor (ejem, ejem, alguien roncaba).


Así que al día siguiente cuando todo mundo tenía planes de salir a visitar otros lugares, yo decidí quedarme todo el santo día en el hotel y en la playa.


Ese domingo ha sido el mejor autoregalo de lo que va del 2018. Dormir plácidamente, caminar por la playa, comer, dormir más, comer, ver el canal alemán en la tv donde tenían buen rock, y aunque parezca un poco huraña, sin tener que andar lidiando con mucha gente a mi alrededor a cada segundo.
En la noche, ya de regreso los demás, estuvimos “viendo” el superbowl (pero la verdad estaba mejor el chacoteo con Gis, Toño y Chava Cheves).

Quiero agradecer a Edgar por su grandísima amabilidad y atención hacia una novata como yo, y a todos en general por su apertura y compañerismo. Como ya dije al inicio, la comunidad ciclista es de las más humanas con las que me he topado, y te hacen sentir a salvo a pesar de ser una foránea y de mal carácter cuando está cansada y quiere dormir.

San Blas con Cámara Rodante es un paseo altamente recomendable si quieres divertirte, subir la adrenalina, relajarte y conocer personas chulísimas.

Por Paulina Rosali
Cámara Rodante

jueves, 8 de febrero de 2018

A RODAR Y NAVEGAR A LA ISLA DE MEZCALA, DOMINGO 11 DE FEBRERO, 7:00 AM, HAZ BICITURISMO CON CÁMARA RODANTE.



Cámara Rodante te invita el domingo 11 de Febrero hacer biciturismo desde Chapala hasta el poblado de Mezcala, Jalisco, un pueblo típico de la Ribera de Chapala donde se podrá admirar su isla llena de historias y leyendas. Es una rodada para novatos (no principiantes), pero que ya hayan rodado algo de montaña.

Importante, si van intermedios y / o avanzados favor de adaptarse al ritmo de los novatos, se paciente y acompañarlos, como lo que es siempre nuestra filosofía, sin dejar a nadie atrás.

 La cita es a las 7:00am a las fueras del Burger King (Avenida Lázaro Cárdenas esquina Avenida Colón) Los esperamos sobre la avenida Lázaro Cárdenas y de ahí nos vamos en carros en caravana hacia al poblado de Chapala, Jalisco.

FAVOR DE CONFIRMAR SU PARTICIPACIÓN A camararodante@hotmail.com MENCIONANDO SU NOMBRE COMPLETO, TELÉFONO, Y SI TIENEN CARRO O NO. Y SI TIENEN, MENCIONEN A CUANTA GENTE PUEDEN LLEVAR CON TODO Y BICIS O SIN BICIS... O SI NECESITAN AVENTÓN MENCIONEN EN DICHO CORREO… (NO GARANTIZAMOS AVENTÓN, SE HARÁ LO QUE SE PUEDA)

Importante la puntualidad, habrá 15 minutos de tolerancia, tiempo suficiente para acomodar las bicis. Los guías de la rodada Francisco Javier Casillas,

Distancia: 55 kilómetros de recorrido entre terracería y carretera.

Mezcala se localiza en la Ribera Norte del Lago de Chapala. Para llegar al pueblo, se atraviesa el municipio de Chapala, donde se encuentra la carretera y terracerías que recorre los pueblos de Tlachichilco del Carmen, San Juan Tecomatlán, San Nicolás, Ojo de Agua y, finalmente, se llega a Mezcala. Durante el trayecto rodaremos a un costado del lago... El inicio de la rodada: será a las 8:30am frente al Restaurante Acapulquito, ubicado en la calle Paseo Ramón Corona # 28. El regreso: Se tiene pensado comer en dicho restaurante y el regreso se estima a las 15:00pm aproximadamente, para que consideren eso o pidan permiso o inviten a su gente a comer en Chapala. Recomendaciones:

AUNQUE DUELA DECIRLO, SI NO TIENES BICICLETA DE MONTAÑA, CASCO, GUANTES Y CÁMARA DE REPUESTO NO PODRÁS UNIRTE CON NOSOTROS, SIMPLEMENTE ES POR TU SEGURIDAD. 

-Credencial de emergencia, entra al link y sigue la instrucciones: http://camararodante.blogspot.com/2011/07/ya-esta-aqui-la-credencial-de.html. -La bicicleta de montaña en buen estado, bien aceitada la cadena y bien infladas las llantas. -Cámaras de repuesto, herramienta si tienen. -Cámara fotográfica. -Impermeable por si llueve. -Un par de botes de agua o de ser posible mochila de agua. -Galletas, fruta seca, fruta como plátano, semillas para el pic nic.. o en su defecto pueden llevar algún gel de carbohidratos o barra de energía. -Llevar celular. -Dinero por si quieres subirte a la lancha o para comer por allá, así como cooperacha para la gasolinas si vas de aventón. Favor de ser puntual a la cita y con muchas de ganas de pedalear y de divertirse.

OJO: MUY IMPORTANTE: CADA PARTICIPANTE EN NUESTRAS RODADAS ES RESPONSABLE DE SU PROPIA SEGURIDAD FÍSICA, ASÍ COMO DE SU BICICLETA Y EQUIPO... TE RECOMENDAMOS QUE ANTES DE QUE ACEPTES RODAR CON NOSOTROS, TE HAGAS UN CHEQUEO MEDICO....

Gracias y nos vemos el domingo y recuerda ser puntual.

Saca tu bici a pasear.

Cámara Rodante.

https://www.facebook.com/camararodante
https://twitter.com/camararodante
https://www.instagram.com/camararodante/
http://www.youtube.com/CAMARARODANTE
https://www.strava.com/clubs/camararodante

sábado, 3 de febrero de 2018

"LA RODADA DE LA REVANCHA A LA RUTA FRANCISCANA" CRÓNICA DE HUGO JAVIER HERNÁNDEZ



En esta ocasión la publicación en el “feis” salió hasta el jueves, más tarde de lo acostumbrado; probablemente a muchos nos pasó por la mente que esta vez no habría salida para hacer el tan esperado bici turismo, pero fiel a su costumbre, el grupo de Cámara Rodante publicó la rodada del fin de semana titulada: “A rodar a la ruta Franciscana”.

La cita se dio a las 7:30 hrs para el domingo, ah! y como coincidencia, también fue más tarde de lo acostumbrado, normalmente las citas son a las 7 hrs.

Era una mañana fría pero no se sentía tanto como otros días particularmente, llegue pasadas la media, ya estaban carros y camionetas listos con sus bicis preparadas esperando terminaran los minutos de tolerancia.

Ya en el punto de reunión se les apoya a los compañeros que no cuentan con transporte y se acomodan con otros carros o camionetas, con la finalidad de compartir la experiencia. Se dan las indicaciones de que dirección se va a tomar en los autos y comentarios de la rodada.

La última vez que hice está rodada fue el 22 de octubre del 2017 y para mí mejor, ya que estoy en busca de pedaleadas con el título de novatos (no principiantes) “así dicen las publicaciones”.

También significaba un reto personal de revancha por la ruta de la fecha anterior y continuidad, porque sería la primera vez que asistía a tres rodadas consecutivas, las anteriores fueron Guachimontones y Tapalpa. 

Ya en camino en caravana hacia Tlajomulco, nos encontramos con el tráfico parado, cosa que no iba a detener la tan esperada rodada en domingo.

Por fin llegamos al lugar donde podemos dejar los autos para que no corran riesgo alguno. Nos preparamos, dan las indicaciones, comentarios y recomendaciones de quien es el guía que va ir adelante y quién hasta atrás, la famosa “barredora”.



Iniciamos el recorrido por un tramo de la carretera, que es seguro sin mucho tránsito de vehículos, pero con precaución nos fuimos en “fila india” hasta la primer parada que fue la iglesia de San Miguel Cuyutlan, y como en todos los puntos de llegada se aprovecha para conocer, agarrar aire, tomar fotos y selfies del recuerdo.



Continuamos el camino, llegando a otra población llamada San Lucas Evangelista haciendo parada en su iglesia y panteón, continuamos para conocer el nuevo malecón de San Juan Evangelista, el que también converge con la iglesia y panteón.



Al terminar seguimos el recorrido rumbo a Cajititlan rodeando su laguna, iniciando por un tramo de carretera seguido por otro de terracería contemplando algunas partes de la laguna.



Por fin, llegando a Cajititlán, por ser domingo y por sus últimas festividades de los Reyes Magos, había tianguis, donde nos deleitamos de los antojitos mexicanos como gorditas, carnitas, etc., y para los que gustan de sabores diferentes, podías encontrar las ancas de rana. Una vez que llegamos a un establecimiento, dejamos la bicicletas para salir a comprar lo que cada quien quería desayunar.


Después de llenar el tanque, solo faltaba el regreso, el cual fue en su totalidad por la carretera con algunas paradas para reagrupar y dar un respiro.



Está rodada de nuevo me cobró factura, no sé si sea la edad, la condición física, la ruta, la bicicleta, la marca (que buen pretexto!! Jejeje), que ya tiene sus añitos, me acompaña en las aventuras desde hace 15 años aproximadamente y no se raja.


Antes mis rodadas eran entre asfalto, entr carros, minibuseros y smog; pero a mediados del 2017 cambie, uniéndome a Cámara Rodante para hacer ciclismo de montaña y biciturismo, con una visita al Bosque de La Primavera, desde entonces no pienso dejar el biciturismo. Como sea terminé la ruta, ya con un mejor ritmo y tiempo, al igual a casa con la familia, gracias a los dioses del ciclismo y a todos los integrantes que nos cuidamos entre sí.

Aprovecho la oportunidad para agradecer a todos los compañeros y guías que se unen, por su buena vibra, optimismo, buena onda y buen humor, en especial al guía Víctor Martínez, por su humor y consejos, así como a Paco por su paciencia de ser voluntario, al estar al final del grupo como barredora.

PD Esta crónica es larga porque vale por dos del mismo recorrido del año pasado comentado anteriormente. Coman frutas, verduras y gorditas

Saludos

 Hugo Javier Hernández
Cámara Rodante

"LA RODADA DE LA REVANCHA A LA RUTA FRANCISCANA" CRÓNICA DE HUGO JAVIER HERNÁNDEZ



En esta ocasión la publicación en el “feis” salió hasta el jueves, más tarde de lo acostumbrado; probablemente a muchos nos pasó por la mente que esta vez no habría salida para hacer el tan esperado bici turismo, pero fiel a su costumbre, el grupo de Cámara Rodante publicó la rodada del fin de semana titulada: “A rodar a la ruta Franciscana”.

La cita se dio a las 7:30 hrs para el domingo, ah! y como coincidencia, también fue más tarde de lo acostumbrado, normalmente las citas son a las 7 hrs.

Era una mañana fría pero no se sentía tanto como otros días particularmente, llegue pasadas la media, ya estaban carros y camionetas listos con sus bicis preparadas esperando terminaran los minutos de tolerancia.

Ya en el punto de reunión se les apoya a los compañeros que no cuentan con transporte y se acomodan con otros carros o camionetas, con la finalidad de compartir la experiencia. Se dan las indicaciones de que dirección se va a tomar en los autos y comentarios de la rodada.

La última vez que hice está rodada fue el 22 de octubre del 2017 y para mí mejor, ya que estoy en busca de pedaleadas con el título de novatos (no principiantes) “así dicen las publicaciones”.

También significaba un reto personal de revancha por la ruta de la fecha anterior y continuidad, porque sería la primera vez que asistía a tres rodadas consecutivas, las anteriores fueron Guachimontones y Tapalpa. 

Ya en camino en caravana hacia Tlajomulco, nos encontramos con el tráfico parado, cosa que no iba a detener la tan esperada rodada en domingo.

Por fin llegamos al lugar donde podemos dejar los autos para que no corran riesgo alguno. Nos preparamos, dan las indicaciones, comentarios y recomendaciones de quien es el guía que va ir adelante y quién hasta atrás, la famosa “barredora”.



Iniciamos el recorrido por un tramo de la carretera, que es seguro sin mucho tránsito de vehículos, pero con precaución nos fuimos en “fila india” hasta la primer parada que fue la iglesia de San Miguel Cuyutlan, y como en todos los puntos de llegada se aprovecha para conocer, agarrar aire, tomar fotos y selfies del recuerdo.



Continuamos el camino, llegando a otra población llamada San Lucas Evangelista haciendo parada en su iglesia y panteón, continuamos para conocer el nuevo malecón de San Juan Evangelista, el que también converge con la iglesia y panteón.



Al terminar seguimos el recorrido rumbo a Cajititlan rodeando su laguna, iniciando por un tramo de carretera seguido por otro de terracería contemplando algunas partes de la laguna.



Por fin, llegando a Cajititlán, por ser domingo y por sus últimas festividades de los Reyes Magos, había tianguis, donde nos deleitamos de los antojitos mexicanos como gorditas, carnitas, etc., y para los que gustan de sabores diferentes, podías encontrar las ancas de rana. Una vez que llegamos a un establecimiento, dejamos la bicicletas para salir a comprar lo que cada quien quería desayunar.


Después de llenar el tanque, solo faltaba el regreso, el cual fue en su totalidad por la carretera con algunas paradas para reagrupar y dar un respiro.



Está rodada de nuevo me cobró factura, no sé si sea la edad, la condición física, la ruta, la bicicleta, la marca (que buen pretexto!! Jejeje), que ya tiene sus añitos, me acompaña en las aventuras desde hace 15 años aproximadamente y no se raja.


Antes mis rodadas eran entre asfalto, entr carros, minibuseros y smog; pero a mediados del 2017 cambie, uniéndome a Cámara Rodante para hacer ciclismo de montaña y biciturismo, con una visita al Bosque de La Primavera, desde entonces no pienso dejar el biciturismo. Como sea terminé la ruta, ya con un mejor ritmo y tiempo, al igual a casa con la familia, gracias a los dioses del ciclismo y a todos los integrantes que nos cuidamos entre sí.

Aprovecho la oportunidad para agradecer a todos los compañeros y guías que se unen, por su buena vibra, optimismo, buena onda y buen humor, en especial al guía Víctor Martínez, por su humor y consejos, así como a Paco por su paciencia de ser voluntario, al estar al final del grupo como barredora.

PD Esta crónica es larga porque vale por dos del mismo recorrido del año pasado comentado anteriormente. Coman frutas, verduras y gorditas

Saludos

 Hugo Javier Hernández
Cámara Rodante